La mamoplastia de reducción es la intervención que hace referencia a la disminución del volumen del pecho. Tener un pecho grande no siempre resulta cómodo o atractivo, en ocasiones puede desembocar en dolores de espalda y de cervicales, dificultades a la hora de encontrar el sujetador perfecto o ser causante de diferentes complejos. El Dr Diego Tomás Ivancich, director de la prestigiosa clínica que lleva su nombre, te cuenta algunas curiosidades sobre esta intervención, a la vez que aporta todas las claves sobre la operación de mamoplastia de reducción que realiza en su clínica.

 


1. La intervención de mamoplastia de reducción consiste en retirar la piel de la mama, tejido glandular y graso, a la vez que se disminuye el diámetro de la areola si su tamaño es muy grande (una areola suele medir unos 4 cm). El exceso de volumen en el pecho se suele acompañar de una caída, por ello el objetivo de esta intervención es doble: disminuir el tamaño,a la vez que se eleva el pecho.

2. El tiempo estimado en el que se realiza una mamoplastia de reducción suele ser de 2 a 3 horas y bajo anestesia general, con un ingreso en clínica de 24 horas. A los dos días se le hace a la paciente la primera cura y se le coloca un sujetador especial que ha de llevar durante un mes, podrá ducharse a partir del tercer día y los puntos se retirarán en 2-3 semanas. Dependiendo del tipo de actividad profesional, el Dr Diego Tomás Ivancich recomienda un reposo postoperatorio de 10 a 14 días, además de no cargar peso durante un mes.

3. Antes de someterse a una reducción de pecho, la paciente debe asegurarse de que éste […]