Que no estamos muy conformes con lo que la naturaleza nos ha dado parece ser la conclusión de una reciente encuesta llevada a cabo al respecto, en la cual el 60% de la población masculina, y el 40% de la femenina, a quienes se les planteó la pregunta “¿Cambiaría usted el aspecto de sus glúteos?”, contestó de modo afirmativo.

Pero ¿Qué se necesita para conseguirlo? ¿Qué se puede hacer para acabar con complejos a ese respecto y mejorar la imagen y por consiguiente la autoestima del paciente?…

La Dra. María José Barba, especialista en medicina y cirugía estética nos da las respuestas,de lo que se puede lograr al respecto con y sin quirófano.

CON QUIROFANO:

La gluteoplastia: Se trata de una intervención que dura aproximadamente una hora dejando una cicatriz lineal y casi invisible. Se puede llevar a cabo con anestesia epidural con sedación, para que el paciente no perciba absolutamente nada.

Pueden beneficiarse de esta técnica quienes presentan una deficiencia de volumen debida a cualquier causa orgánica (lipoatrofia de cualquier origen) y  todos aquellos que sin padecer ninguna enfermedad, desean más volumen del que tienen.

Tras los tres o cuatro primeros días de la intervención se dejan dos drenajes aspirativos para evitar la acumulación de hematomas. Los puntos se retiran  algunas semanas más tarde, y durante el primer mes se empleará una faja de preso terapia. Una vez superado este sencillo postoperatorio, el paciente podrá hacer vida normal ya a partir de la primera semana (sentarse, caminar, ejercicio)

Las prótesis que se utilizan aguantan cualquier tipo de torsión y presión sobre ellas. Se fabrican en gel de silicona cohesiva y las hay  almendradas y redondas. Pueden presentar diferentes volúmenes y proyecciones. La elección de cuál resulta más conveniente la lleva a cabo el Cirujano, tomando las medidas pertinentes de la región donde van a ser implantadas.

No se notan al tacto porque se colocan bajo el músculo glúteo mayor. Ni se aprecian ni se palpan los bordes. Están garantizados de por vida, y si no existen problemas no es necesario sustituirlos. No se desplazan ni bajan con el paso del tiempo, ya que están sujetos por el músculo

Antes de la intervención se prescribe un estudio médico exhaustivo, a fin de tomar las medidas de seguridad necesarias (información, analítica precisa, etc.). También se determina el tipo y la forma del implante más adecuado a cada paciente según su fisiología, y sus hábitos de vida. No lo decide nunca el paciente, sino el cirujano. Esto es muy importante, porque hay que tener en cuenta la idoneidad y la mayor armonía corporal.

 

La intervención

Secuencialmente se lleva a cabo de la siguiente forma:

-Se practica una incisión  de cuatro centímetros de longitud por la que se accede al espacio subcutáneo.

-Allí se realiza un “bolsillo” para introducir la prótesis, que es muy moldeable y por tanto fácil de  situar.

-Estas prótesis son texturizadas y rellenas de  gel cohesivo de silicona. No se rompen de ninguna manera…

Las garantías de éxito son prácticamente todas, porque ese “bolsillo” aloja las prótesis con el mínimo traumatismo

 

En cuatro días más o menos se retiran los drenajes, y los puntos en tres semanas. Gracias a esta intervención infinidad de personas alcanzan seguridad, valor, confianza y lo que es más importante, su autoestima

 

 

TECNICAS DE AUMENTO DE GLUTEOS SIN QUIROFANO:

Los Hilos tensores. 

Especiales para la zona de las nalgas. Permiten darle forma y “respingonearla”.

La Dra. Barba nos comenta que consiste en “pasar” de cuatro a ocho hilos especiales en forma de L y de J, a cada lado del glúteo.

Si las condiciones lo requieren, también pueden cruzarse para concentrar más el glúteo (cuando se encuentra excesivamente caído).

Resultados: Se perciben en muy poco tiempo. Otra de sus ventajas es que puede ser modificable en cualquier momento.

 

 

Injertos de grasa

La elevación y aumento de los glúteos puede realizarse también mediante la colocación de injertos de grasa formados por un  conjunto de células, adipocitos,  factores de crecimiento, preadipocitos, y sobre todo células madre o stem cell, responsables de la regeneración tisular, es decir, de los tejidos que se han  perdido con el envejecimiento.

 Los resultados: Se recuperan los volúmenes perdidos con la ventaja de que al ser un material autologo el implantado (la grasa se extrae del mismo paciente) no se provocan alergias

 

 

Aumento de glúteos con acido hialuronico

Esta técnica aumenta el volumen de las nalgas de manera rápida e indolora. Los resultados se perciben de inmediato.

El procedimiento requiere únicamente  anestesia local.

Se inyecta el ácido hialurónico en  los glúteos y se masajea la zona tratada para expandir el contenido de manera uniforme y moldearlo de la forma adecuada.

Tras inyectar el ácido hialurónico la zona de los glúteos puede aparecer ligeramente inflamada y  dolorida,  son los únicos efectos secundarios que tal vez se perciban.

 Resultados: La recuperación es muy rápida y los resultados inmediatos. Persisten aproximadamente un año.