image007Que las celebrities marcan las tendencias en moda y belleza no es ningún secreto, pero el problema es que muchas jóvenes quieren copiar sus estilos a toda costa sin pensar en los riesgos que conllevan. Es el caso del método que se ha extendido entre las jóvenes para conseguir unos labios grandes y sugerentes. Se trata de succionar un vaso de chupito para conseguir que los labios se hinchen durante unas horas.

En contra de esta práctica la Dra. Natalia Ribé, especialista en medicina estética, recomienda el tratamiento ERELLE™ indicado para dar volumen a los labios, además de otras zonas de la cara, mediante inyectables de nueva generación que permiten rellenar y dar volumen, sin el edema posterior o hinchazón que causan otros materiales de relleno.

Compuesto aproximadamente por un 98% de agua, ERELLE™ está basado en la reticulación química de la Carboximetilcelulosa de sodio (polímero reticulado derivado de la celulosa), utilizada en la industria estética por primera vez. Este hecho lo convierte en un producto único e innovador dentro de la gama de dispositivos médicos utilizados para el aumento de tejidos blandos.

Excelentes resultados gracias a las características de la Carboximetilcelulosa pura reticulada:

 

–       Además de rellenar arrugas faciales, también moldea las mejillas, pómulos, barbilla, arco mandibular y la hipotrofia secundaria.

–       Es totalmente reabsorbible por lo que los efectos son duraderos.

–       Además de funcionar como relleno, también lleva a cabo una acción antiedad de efectos sinérgicos con los ácidos hialurónicos endógenos.

–       No contiene sustancias sintéticas añadidas ni de origen animal y tiene efectos antibacterianos.

–       El efecto estético es inmediato y duradero.

–       No requiere una técnica de inyección específica.

 

Según la Dra. Natalia Ribé: “ERELLE™ se inyecta de una manera sencilla y segura con agujas finas, no tiene ningún efecto secundario y el resultado, muy natural, se mantiene de 6 meses a 1 año dependiendo de la zona”. Y asegura: “Es un buen tratamiento para aquellos pacientes  que tienen efectos secundarios con la aplicación del ácido hialurónico”.