La compañía ha presentado la novedosa tecnología (MP)2, un paso más en los
tratamientos estéticos no invasivos e indoloros.

Venus Concept ha participado este fin de semana en las XXI Jornadas Mediterráneas de Confrontaciones Terapéuticas en Medicina y Cirugía Cosmética. Organizadas por la Sociedad Española de Medicina y Cirugía Cosmética (SEMCC), estas jornadas científicas han reunido en Sitges (Barcelona) a los principales representantes del sector, que han presentado sus novedades y analizado la situación actual del mercado en ponencias y mesas redondas. Los doctores atendidos en el stand de Venus Concept se mostraron atraídos por el nuevo concepto de negocio que la compañía importa a España desde Estados Unidos:  100% Venus Concept: 100% Belleza, 100% Negocio. También conocieron de primera mano de la tecnología patentada (MP)2 del equipo Venus FreezeTM, que permite ofrecer en una sola máquina tratamientos corporales y faciales seguros y sin dolor con excelentes resultados, que garantizan la satisfacción del cliente. El doctor Abraham A. Benzaquén, director médico de la Clínica Benzaquén de Málaga, especializada en Medicina estética y cirugía plástica, fue el encargado de exponer a los asistentes a las jornadas las ventajas de la tecnología (MP)2, en su ponencia titulada “Beneficios de la radiofrecuencia en el retensado facial”.
El doctor Benzaquén explicó que esta innovadora tecnología es la única que combina radiofrecuencia multipolar con pulsos magnéticos, dos formas de energía que actúan de manera sinérgica para, de una manera no invasiva, obtener resultados inmediatos y a largo plazo sin dejar marcas y sin necesidad de tiempo de recuperación.
La tecnología (MP)2 es capaz de aprovechar los resultados inmediatos y a medio plazo de la tecnología térmica de la radiofrecuencia multipolar y los resultados a largo plazo de la tecnología no térmica de los pulsos magnéticos. Por eso, gracias a su capacidad de calentamiento uniforme, ha resuelto problemas comunes de las generaciones anteriores de radiofrecuencia, como el dolor, la seguridad y la eficacia. Y es que el tratamiento con Venus Freeze es totalmente indoloro, seguro y con resultados inmediatos y a largo plazo. Además, como explicó el doctor Benzaquén, no produce eritema y edema común de las radiofrecuencias convencionales tras su aplicación.