La Cirugía Estética y el Arte tienen dos poderosos elementos en común: el amor por la belleza y la búsqueda del bienestar. Cirujano y artista indagan en el equilibrio y la proporción entre estructuras y formas para lograr un resultado armónico. El trabajo de ambos puede reforzar nuestro sentimiento de felicidad.

El del artista porque la contemplación de un lienzo o una escultura o produce una sensación que llega a ser adictiva. Sí, el disfrute del Arte puede crear dependencia y ser tan adictivo como la comida, el sexo o la droga. Lo explica la neurociencia, aludiendo a los sistemas de recompensa situados en nuestro sistema nervioso central y que responden a estímulos externos. Las actividades artísticas, en este sentido,  activan neurotrasmisores que producen y regulan la sensación de placer.

El cirujano plástico, por su parte, hace feliz a las personas cambiando algún aspecto de su físico. Quien, tras ponerse en buenas manos en el quirófano, se ve mejor, se siente mejor. El cambio de aspecto y la mejora están íntimamente relacionados con la autoestima, el cambio, la evolución y la motivación personal. Lo saben los psicólogos y los “magos del bisturí”,  que acaban teniendo una especial vinculación personal con sus pacientes.

Esta relación natural entre Arte y Cirugía se viene plasmando en Valencia en un espacio físico. Los doctores Jesús Centeno y María Teresa Achiques, especialistas en cirugía y medicina estética y amantes de las artes plásticas, abren su centro a la expresión artística.

La clínica que ambos dirigen Sensabell acoge periódicamente exposiciones de pintura y desde ayer, día 12 de noviembre, lo hace con  la de Jesús Guerrero, pintor Venezolano, afincado en España y que presenta “Escenarios Abstractos”.

ESCENARIOS ABSTRACTOS, DE JESÚS GUERRERO, A PARTIR DEL 12 DE NOVIEMBRE

La obra de Jesús Guerrero representa en esencia una lúcida reflexión sobre la pintura realizada desde la pintura misma, y con los recursos que a ésta le son propios. Demostrando una versatilidad y una destreza plástica asombrosas, el artista incursiona dentro de la abstracción realizando trabajos donde un sobresaliente dominio de la arquitectura compositiva y de la organización espacial les aportan su poderosa seducción visual. Y, si en el pasado Guerrero citaba a los maestros clásicos, en el presente su obra se pasea sin complejos por algunos episodios paradigmáticos del arte moderno y contemporáneo (Neoplasticismo, Abstracción Geométrica, Expresionismo Abstracto, Informalismo), ofreciéndonos de los mismos una revisión conceptualizada y analítica, centrada en el estudio de los planteamientos de algunos maestros del siglo XX y en el desmontaje de la estructura de sus respectivos lenguajes plásticos. Una reflexión donde el artista logra integrar con singular ingenio conceptos en apariencia irreconciliables, como los de purismo geométrico e informalismo matérico; o donde confluyen diseños de acento constructivista, la aplicación gestual del pigmento y la incorporación de técnicas asociadas a las artes gráficas.

Los valencianos podrán disfrutar de Escenarios Abstractos hasta el próximo marzo de 2020 en Sensabell Beauty Clinic.