EL ÁCIDO HIALURÓNICO ¡RESILIENTE! QUE SE ADAPTA A LA MÍMICA FACIAL

La Doctora Paula Rosso nos cuenta todo lo que hay que saber sobre los nuevos fillers de la gama RHA. Más elásticos, maleables, biocompatibles y duraderos, se ajustan a la mímica facial, resultan ultra naturales y se adaptan como un guante a cada zona del rostro y problemática concreta.

“Se trata de un concepto completamente nuevo. Es un ácido hialurónico más biocompatible con el nuestro, de cadenas largas, elástico y ultra maleable que ha marcado un antes y un después en el universo de los fillers inaugurando el concepto de reología dinámica”, explica la doctora Rosso.

Su exclusivo método de “red preservada” tiene cadenas largas de ácido hialurónico y un menor grado de modificación una vez inyectado (un 3% frente al 7% de media de los rellenos convencionales). Otra particularidad es que su estructura es dinámica y mantiene las propiedades viscoelásticas naturales frente a las estructuras rígidas y con riesgo de rotura de otros ácidos.

“Está diseñado para apoyar a la piel en cada movimiento y sus distintas modalidades se adaptan a todas las problemáticas: área perioral, pómulos, pliegues nasolabiales, arrugas de expresión de la frente, patas de gallo, volumen de labios, mentón, ojeras… y es único a la hora de tratar las arrugas de las áreas móviles del rostro sin artificialidad y aumenta la hidratación y la elasticidad de la piel”, añade la doctora. La clave está en que tiene la capacidad de resistir la presión sin llegar a romperse y acompaña a nuestros gestos.

Cada zona del rostro y problemática exige un ácido hialurónico de densidad y reticulación concreta y la gama RHA de Teoxane se adapta a todas.

¿ARRUGAS SUPERFICIALES Y FINAS?

El cuello, el código de barras y las arruguitas del escote se tratan con RHA1. Contiene 15 mg de una mezcla de ácido hialurónico reticulado y no reticulado y un grado de modificación del 1,9%. Se inyecta en la dermis media con una aguja de 30 g mediante retrotrazado o entramado (en el caso del código de barras) y el efecto es altamente natural y discreto.

¿ARRUGAS DE EXPRESIÓN MODERADAS?

RHA2 está especialmente indicado para las arrugas de la frente y el entrecejo y supone una estupenda alternativa a la toxina botulínica. Con 23 mg de ácido hialurónico, se integra con la estructura dérmica logrando una mayor naturalidad en las zonas móviles en las que la piel se estira. La probabilidad de desarrollar nódulos es prácticamente nula y se inyecta mediante retrotrazado.

¿ARRUGAS DINÁMICAS PROFUNDAS?

RHA3 resulta ideal para rellenar los surcos nasolabiales y las líneas de marioneta y elimina las arrugas de inmediato. Tiene una concentración de ácido hialurónico de 23 mg. Y un grado de modificación del 3,6%. Se inyecta en la dermis profunda con una aguja de 27 g con la técnica del retrotrazado y elimina este tipo de arrugas de inmediato con absoluta naturalidad.

¿VOLUMEN EN ÁREAS EXTENSAS?

RHA4 está especialmente indicado para aportar volumen a los pómulos, proyectar el mentón y la barbilla y mejorar el contorno facial. Se deposita en el plano más profundo de la piel con una aguja de 27 g. Este producto tiene una concentración de ácido hialurónico de cadena larga de 23 mg. Se inyecta mediante la técnica del “sándwich” (en capas).