Las clínicas de medicina estética castellano-manchegas ya están preparando su reapertura, que en algunos casos se realizará la próxima semana, siguiendo las garantías sanitarias establecidas por la Consejería de Sanidad en la actual situación de crisis.

El pasado 24 de abril la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha autorizó la puesta en funcionamiento de estas clínicas, siendo la primera comunidad autónoma que lo reglamenta.

La Asociación de Medicina Estética de Castilla-La Mancha (AMECLM) lleva varias semanas consensuando, junto a sociedades nacionales, protocolos para que la puesta en marcha se realice con las garantías óptimas, tanto para los pacientes como para los profesionales sanitarios que los atienden. Algunas de las medidas que están adoptando las clínicas de medicina estética son:

  • Intensificación de la desinfección de las instalaciones, adecuándolas para respetar la distancia mínima de seguridad entre pacientes en salas de espera y espacios comunes, y espaciando las citas para evitar acumulaciones. Los gabinetes de tratamiento se desinfectarán especialmente entre pacientes.
  • Los pacientes acudirán con cita previa tras pasar un triaje telefónico para descartar síntomas de infección. Deberán venir solos, salvo menores y dependientes, y con mascarilla. En las clínicas se desinfectarán los zapatos, se les tomará la temperatura y se frotarán las manos con gel hidroalcohólico.
  • El personal médico y auxiliar adoptará todas las medidas de protección mediante el uso de mascarillas, batas, guantes, pantallas, etc. para garantizar la máxima seguridad, tanto para ellos mismos como para los pacientes.

La AMECLM insiste en la necesidad de que todos nos adaptemos a la nueva normalidad y, con estas medidas, transmite un mensaje de tranquilidad y seguridad a sus pacientes.