dorsiaSe trata de regenerar la piel con un tratamiento personalizado en cuatro sesiones

¡Adiós definitivamente a las fiestas Navideñas! Hace mucho además que se marchó el moreno. Y todo ello unido, excesos y frío, hacen que desaparezca el brillo y la luminosidad de la piel.

¿Qué nos queda? Poros dilatados, alguna arruguilla de más, nuevas manchas en las que no habíamos reparado y un tono general bastante apagado.

Skin Quality, tratamiento regenerador para todas las pieles y edades, te ayuda en la puesta a punto antes de la primavera. En cuatro sesiones, Dorsia hace que la piel vuelva a brillar con luz propia, además de eliminar pequeñas manchas e impurezas propias.

 

Para ello, los especialistas de las clínicas de estética repartidas por todo el territorio nacional, te dan a elegir entre cuatro técnicas que se adecuan a distinta problemáticas y tipos de epidermis: mesoterapia de vitaminas o silicio, peeling químico, plasma rico en plaquetas y luz pulsada.

 

La mesoterapia ( microinflitraciones con vitaminas o silicio) tiene como objetivo detener el envejecimiento, ya que posee un potente efecto rejuvenecedor. Tonifica y otorga flexibilidad y elasticidad a la piel. 

 

Mediante el peeeling químico eliminamos las zonas dañadas de la epidermis. Esta técnica puede ser más o menos “agresiva” según las características de cada rostro, el estado de la piel en el momento de realizarlo o la sensibilidad a algunos elementos empleados en la exfoliación.

 

El plasma rico en plaquetas, que comenzó a emplearse en medicina deportiva, posee un gran capacidad regeneradora. Se trata también de inyecciones de un derivado sanguíneo, libre de elementos químicos y que estimula la producción de elastina y colágeno. Sus efectos alisadoras y niveladores se notan hasta en las arrugas más finas.

 

Por último, la luz pulsada nos lleva a la llamada tecno-belleza. La energía fotolumínica es ideal para eliminar las manchas, pequeñas impurezas, las manchas y cicatrices propias del acné. Resulta muy útil también en el tratamiento del poro dilatado.

Una de estas cuatro técnicas será la gran aliada de belleza de tu rostro durante cuatro sesiones. Además se puede añadir un tratamiento cosmético a base de mascarillas y sesión de mesoterapia con ácido hialurónico ligeramente reticulado. Este último se emplea para dar volumen y eliminar arrugas.